Skip to content

 Moho en la ropa: recetas caseras para terminar con el problema

30 Abril, 2020
Dicas de Mulher

Foto: iStock

Con la llegada de las estaciones frías, es hora de sacar la ropa fría del armario. El problema es que la ropa que se almacena durante mucho tiempo, especialmente las más pesadas, sale constantemente del armario con ese desagradable olor a humedad y, a veces, incluso manchas de moho.

Algunas manchas de moho más complicadas pueden ser tan difíciles de resolver que desea darse por vencido y tirar. Pero tómalo con calma: no tienes que ser un experto para obtenerlo. Hay una serie de recetas caseras económicas y efectivas que prometen devolver la vivacidad de la ropa para que pueda vestirse tranquilamente este invierno o cualquier estación.

Como cada problema a resolver, para deshacerse del moho en su ropa, primero debe saber cuál es la causa. Hay algunos aspectos que favorecen el moho y cada uno puede resolverse de manera diferente: dónde vive, la humedad relativa, la estación, el tipo de armario, la ubicación de la casa donde está el armario. , la forma en que almacena su ropa, entre muchas otras razones.

El moho se desarrolla en un ambiente que también es propicio para los ácaros del polvo y estos dos generalmente caminan juntos. Por lo tanto, además de dejar que la ropa huela mal, también es la causa de alergias dermatológicas y respiratorias. Más que un problema estético, el moho debe abordarse para su salud y la de su familia.

Veamos algunos de los mejores consejos que prometen acabar con el moho en la ropa y también evitar que vuelvan:

1. lejía

Imagen: Consejos para mujeres

La solución más antigua y aún una de las más utilizadas es el blanqueador. Un arma poderosa contra el moho y las manchas en la ropa. Puede usarlo de diferentes maneras según el tipo de mancha o tela. Echa un vistazo a dos recetas, pero ten cuidado: el blanqueador puede desteñir la ropa, por lo que se recomienda probar en una pieza muy pequeña.

Blanqueador + agua: Para telas blancas resistentes, remoje su ropa en cloro diluido con agua durante unos minutos. Use 100 ml por cada 5 litros de agua. Remojar durante unos 15 minutos y luego lavar normalmente.

Lejía + azúcar: Por cada litro de lejía, agregue una taza de azúcar. Así es, el blanqueador ataca el azúcar, evitando que se dañen las telas menos resistentes. Remoje la ropa en esta solución durante aproximadamente media hora o hasta que la mancha desaparezca.

2. Vinagre

Imagen: Consejos para mujeres

El vinagre es muy efectivo para eliminar el fuerte olor y las manchas de moho sin el riesgo de dañar las telas. También es excelente para limpiar zapatos o bolsos de cuero que han sido golpeados por el moho.

Vinagre puro: Con un paño limpio y húmedo, aplique vinagre de alcohol blanco sobre la mancha y frote lentamente. Déjelo secar bien (a la sombra) y luego lávelo normalmente.

Vinagre + Agua: También puede remojar los trozos en agua y vinagre durante unos 20 minutos y las manchas saldrán por sí solas. Esta es una buena opción para piezas de lana. Después del proceso, lave la ropa como de costumbre.

Vinagre de cuero: Para cuero, botas, chaquetas o carteras, limpie el molde del exterior con un paño empapado en vinagre. Después de la limpieza, limpie el exceso de vinagre con un paño limpio y húmedo, déjelo secar bien y luego humedezca con vaselina o aceite de almendras.

3. Leche hervida

Imagen: Consejos para mujeres

La leche hervida está indicada para eliminar las manchas de moho de las prendas más sensibles, de color, seda o sintéticas. Tiene el poder de desprender la mancha fácilmente sin grandes rasguños en la tela.

Paso a paso: Vierte leche hervida sobre la mancha y espera a que se aclare. Luego lava tu ropa normalmente.

4. bicarbonato de sodio

Imagen: Consejos para mujeres

Para resolver las manchas difíciles en la ropa almacenada durante mucho tiempo, una buena opción es el bicarbonato de sodio. Mezclado con agua, tiene el poder de aflojar las manchas de tela sin dejar daños ni manchas.

Paso a paso: Agregue aproximadamente una cucharadita de bicarbonato de sodio a cada litro de agua y hierva la ropa en esta solución. Luego lave la prenda como de costumbre.

5. Sol

Imagen: Consejos para mujeres

Para aquellos que tienen la suerte de poder colgar su ropa al sol, este es el consejo más importante y simple. El sol es una herramienta poderosa contra el moho y los ácaros del polvo. Un baño de sol puede ser la forma más sencilla de eliminar el olor a ropa, mantas y edredones.

Paso a paso: Para prendas con ese olor a humedad desagradable, póntelas para tomar un largo baño de sol, recordando colgar ropa colorida en el lado equivocado. Eso debería ser suficiente para que el olor desaparezca.

6. jugo de limón

Imagen: Consejos para mujeres

Adecuado para ropa blanca y de color, el limón puede ser un blanqueador natural y, por lo tanto, también sirve para eliminar las manchas de moho.

Paso a paso: Vierta un poco de jugo de limón sobre las manchas y déjelo al sol durante unas horas para actuar. También puede mezclar jugo de limón con sal para mejorar la mezcla. Después del proceso, lave la ropa normalmente.

Es importante tener en cuenta que cuanto más vieja es la mancha, más difícil es resolverla y se requiere más tiempo u otro tipo de cuidado. Asegúrese de probar cualquier receta casera en un trozo de tela antes de continuar el proceso.

Cómo evitar que tu ropa se moldee

Foto: iStock

Mejor que curar es prevenir. Para que no tenga que preocuparse por tener que limpiar las manchas en la ropa, se pueden tomar algunas medidas para prevenir o al menos retrasar la proliferación de moho en la ropa, los zapatos y el interior del armario. Vale la pena invertir en estos simples consejos y evitar más trabajo en el futuro:

  • El sol será tu mayor aliado contra el moho en tu ropa. Siempre que puedas ponerte la ropa más pesada para tomar el sol. Principalmente artículos de cuero, bolsos, zapatos, abrigos y mantas.
  • Nunca almacene ropa usada o húmeda en el armario. Cualquier pequeña suciedad o sudor puede convertirse en una mancha de moho cuando la prenda se almacena durante mucho tiempo. Solo deje ropa que esté totalmente limpia y libre de suciedad en el armario.
  • Almacene los zapatos en bolsas de plástico o TNT, especialmente de cuero.
  • La ropa que se almacena durante mucho tiempo, especialmente la ropa de invierno, debe almacenarse en una bolsa de plástico para evitar que entre aire. Después de la temporada de frío, lave las mantas, edredones y abrigos más pesados, séquelos bien al sol y luego guárdelos en bolsas de plástico resistentes y bien selladas.
  • Mantenga el gabinete siempre bien ventilado. En días más cálidos y ligeros, deje las puertas abiertas durante unas horas.
  • Si el gabinete también se ha moldeado, quítese la ropa y limpie todo el interior, incluidos los cajones y los estantes, con vinagre blanco. Además de atacar el moho, el vinagre también evita que regrese.
  • Los deshumidificadores, que se venden en los supermercados, absorben la humedad del aire para evitar la formación de moho y el olor de la ropa. Son muy efectivos y, dependiendo de la humedad relativa del lugar, duran de 5 a 15 días. También existe la versión electrónica que logra resultados más duraderos.

Tu ropa favorita ya no tiene que sufrir de moho. Siguiendo nuestros consejos sobre cómo eliminar las manchas y también evitar que vuelvan, ¡esta preocupación estará muy lejos o al menos tardará en volver! 😉